Juego de Blogueros 2.0: Dos tomates, Dos presentaciones

Que deprisa pasa el tiempo cuando es verano y estás de vacaciones…. Pero la buena noticia es que ya volvemos a tener aqui El Juego de Blogueros! Y en esta ocasión el ingrediente afortunado ha sido el TOMATE! Y es que el tomate es el rey del verano… Es una hortaliza muy refrescante y muy versátil.

Existen muchas variedades de tomate pero este año he encontrado una variedad en el supermercado que no había visto nunca. No sé si vosotros ya la conoceréis, se llama tomate-pimiento.Es un tomate un poco alargado. Por el nombre yo imaginaba que sabría un poco a pimiento pero la verdad es que los que yo compré….no sabían a pimiento…una pena… Pero supongo que será porque a veces las verduras y frutas de los supermercados no tienen mucho sabor.

Como ya viene siendo habitual os voy a dejar los datos para la dieta FODMAP para este ingrediente que es un poco controvertido entre los intolerantes a fructosa. Pero no tengáis miedo, os quiero recordar que los tamaños de las raciones son muy importantes.

En la aplicación de la Monash University aparecen tres variedades de tomate: común, cherry y el de pera. Las tres variedades obtienen una calificación de apto (luz verde) así que no deberíamos tener problemas con el tomate fresco (hortaliza), no extrapolar a salsas de tomate, concertados de tomate, ketchup…..

A continuation os dejo la información referente a las raciones:

 

Ahora que ya sabemos que existen raciones seguras de tomate vamos a seguir con la receta!

La receta de este mes es un dos en uno! Con los mismos ingredientes vamos a ver cómo presentarlos de dos formas diferentes para demostrar que simplemente cambiando la forma de disponer los alimentos podemos conseguir un plato «completamente» diferente.

 

INGREDIENTES:

– Mijo en grano (yo, Naturgreen) aunque también podríais usar Quinua, trigo sarraceno o arroz.

– 2 tomate-pimiento medianos (o cualquier otra variedad que tengáis)

– Queso fresco tipo Burgos sin lactosa o mozzarela.

– Albahaca y cebollino fresco, sal y aceite de oliva.

PREPARACIÓN:

  1. Lo primero va a ser hervir el mijo/quinua/trigo sarraceno/arroz.
  2. Lavar los tomates y empezamos a prepararlos. A uno de ellos le cortamos una tapita y con ayuda de un cuchillo y una cucharita vaciamos el interior y reservamos por un lado la pulpa y por el otro el tomate vacíado. El otro tomate lo cortamos a rodajas y reservamos.
  3. En un bol vamos a mezclar la pulpa del tomate que hemos vacíado con el queso (cantidad al gusto), añadimos un poco de mijo hervido, albahaca, cebollino, sal y aceite de oliva. Mezclamos bien y rellenamos el tomate vacíado con esta mezcla.
  4. Emplatado del tomate relleno: en un platito ponemos el tomate relleno y al lado una cucharada de relleno (si nos ha sobrado).
  5. Emplatado de la ensalada caprese con mijo: en un platito ponemos intercaladas una rodajita de tomate con  una rodajita de queso haciendo una media luna. Al lado ponemos un par de cucharadas de mijo hervido y aderezamos con cebollino y albahaca frescos, sal y aceite de oliva.

Ya véis que fácil ha sido…! Coser y cantar! No tenéis escusa para probarlo!

Y si habéis disfrutado con esta receta no os perdáis las maravillosas ideas del resto de participantes del #juegodeblogueros de este mes:

Rosamary: https://alacartemenus.wordpress.com/

Elvira: http://www.asisecomeengranada.com/

Fran: https://cocinaryacomer.wordpress.com/

Fe: http://www.codigosecreto280.com/

Mònica: http://dulcedelimon.com

Rebeca: http://enganchadosalacocina.com/

Inma: http://entre3fogones.com/

Ana N.: https://entreobleasyaloloco.wordpress.com/

Raxel: https://homeandrun.wordpress.com/

Cristina: http://kooking2015.blogspot.com.es/

Silvia K.: http://kuinetes.com/

Leila: http://lanuevacocinadeleila.blogspot.com.es

Ligia: https://losdulcesdeligia.wordpress.com/

Silvia R.: https://misdeliciosastentaciones.wordpress.com/

Antxon: http://musloypechuga.com

Noelia: https://noestevezblog.wordpress.com/

Maribel: https://picoteandoideas.wordpress.com/

Neus: https://rorosacabolas.wordpress.com/

Gisela: https://tuhoradelamerienda.wordpress.com/

Kemberlyn: https://tupperworker.wordpress.com/

Silvia A.: http://unapizcadena.wordpress.com/

Tatiana: http://planetataty.wordpress.com/

Logo juego de blogueros rojo fondo transparente blog 400x272px

 

BOLLONUTS (bollitos dulces) SG, SL, SH, V, FODMAP

BOLLONUT (definición): bollo dulce de textura muy suave y abundante miga tierna y blanquita con ligero toque de canela. Lo podemos hacer natural o relleno de chocolate para los más golosos. Es un bollo perfecto para desayunos, meriendas y tentempiés dulces. No tienen corteza lo que los hace perfectos para los pequeños dientes de los más pequeños de la casa [Piru Vocabulario].

Os preguntaréis de dónde viene este nombre «Bollonut» …  Pues es una fusión  de la palabra «Bollo» y «Donut». Os voy a contar la historia de esta receta.

Estaba ojeando Facebook y no hacían más que salirme publicaciones de donuts/berlinas y me entró antojo (aunque nunca me han gustado… la vida sin gluten es así de curiosa…a veces se te antoja comer cosas que antes no te gustaban pero como ahora no puedes comerlas….pues quieres). Entonces vi una publicación de los maravillosos donuts sin gluten que hacen en el curso de El Espiritu del Bosque (Madrid) y la versión sin gluten, sin leche y sin huevo que hace María Sevillano Galan de Sabor Natural (Cádiz). Intenté buscar la receta y me encontré con una publicación de Zuzana donde nos explicaba su versión de la receta que había bautizado como «Nonuts». Y esta sería la receta base que utilicé para hacer los Bollonuts!

Los tuneos que hice vinieron dados por una seríe de condiciones: quería hacerlos sin gluten, sin leche, sin huevo, sin lácteos, bajos en fructosa (la receta original llevaba 87.5g de azúcar más el glaseado), sin freír, y sin tener que esperar mucho para que leven.

De esta forma fue como nacieron los Bollonuts!

INGREDIENTES (para unos 9 bollitos de 65-70g):

  • 200 g de almidón de maíz
  • 50 g de harina de arroz
  • 8 g psyllium
  • 8 g goma xantana
  • 63 g de margarina
  • 40g de azúcar BC* (o el doble si usas azúcar regular)
  • 2 g de lecitina de soja (o 2 yemas si queréis/podéis usar huevo)
  • 12.5 g de levadura fresca de panadería
  • 200 ml de leche vegetal
  • 2 bolsas de asar
  • Opcionales: pizca de canela, aroma de vainilla, onzas de chocolate para hacerlos rellenos, etc.

*Cada bollito contendrá 4,4 g de azúcar.

Consejos para hacer unos bollitos más neutros: no usar canela ni vainilla, ni azúcar. Cómo mucho poner una cucharadita pequeñita de azúcar o un chorrito de sirope de arroz.

PREPARACIÓN:

  1. En un bol mezclar el almidón de maíz, la harina de arroz, el psyllium, la goma xantana y una pizca de canela.
  2. En otro recipiente templar la leche y disolver la levadura. Dejar espumar.
  3. Añadir la lecitina de soja y batir bien hasta que se disuelva. Añadir el azúcar y batir con la batidora de mano espumando la mezcla. Batir hasta que todo el azúcar se disuelva todo el azúcar.
  4. Añadir la mantequilla blandita y seguir batiendo. Añadir el aroma de vainilla si queremos ponerlo.
  5. Añadir la mezcla de ingredientes secos poco a poco e ir amasando con la ayuda de un robot amasador, o con una espátula a mano.
  6. Una vez bien incorporados todos los ingredientes y aireado bien la masa la dejamos reposar tapada con un paño húmedo en un lugar cálido (en verano es fácil) y sin corrientes de aire. Lo dejaremos levar hasta que doble el tamaño.
  7. Volver a amasar durante 1 o 2 minutos para desgasificar la masa.
  8. Enharinar ligeramente una superficie plana y volcar la masa. Espolvorear un poco  de harina de arroz por encima de la masa y dividirla en 9 porciones de aproximadamente 65-70 g. Darle forma de bollito y mantener tapados con un paño húmedo mientras vas formando el resto para que no se resequen.
  9. Para hacerlos rellenos de chocolate: aplanas ligeramente cada porción de masa, colocas dentro dos onzas de chocolate y lo envuelves con la masa como si fuera un paquete. Ciérralo bien para que no se salga el chocolate durante la cocción.
  10. Una vez tenemos todos los Bollonuts formados los metemos en bolsas de asar que previamente untamos ligeramente por dentro con aceite. Puedes poner 4 en una bolsa y 5 en otra bolsa de asar. Cierras bien las bolsas y las pones sobre la bandeja del horno.
  11. Metemos la bandeja con las bolsas de asar en el horno frío y lo programamos a 180 ºC durante 30 minutos. Según tu horno el tiempo puede variar entre 20-35 minutos. Son pequeños así que se harán rápido y vigila que no se te quemen mucho solo que cojan un calorcito dorado.
  12. Una vez horneados sacamos la bandeja del horno y abrimos con cuidado las bolsas de asar (cuidado! el vapor que sale quema!). Colocamos nuestros Bollonuts sobre una rejilla y mientras están calientes los pintamos con margarina por encima.
  13. Para que no quede corteza y se queden super blanditos el truco es dejarlos enfriar bien tapados con papel film.
  14. Una vez se han enfriado ya los podemos destapar y guardar congelados para que estén perfectos cuando vayas a comerlos. Si no los congelas, los puedes envolver en film y guardar en bolsa de zip pero al día siguiente ya no son lo mismo….están blanditos y comestibles pero no es lo mismo. Si los pones en el microondas 10 segundos recuperan su ternura pero no te lo comas caliente o te lo dolerá la tripa. Si lo prefieres también los puedes tostar y comerlos con mermelada y queso fresco.

wp-image-2103830191jpg.jpg

Bollonuts tapados con papel film.

Espero que os gusten mucho!!! Disfrutadlos!!

 

Batidos FODMAP

Este verano me he aficionado a merendar batidos de fruta bien fresquitos.
En esta entrada iré poniendo las diferentes versiones que vaya haciendo así las tenéis a mano por si os apetece probar alguno.

Mi consejo es que utiliceis frutas congeladas. De este modo podréis usar pequeñas raciones de diferentes frutas sin que se os estropeen. Os explico lo que yo hago: cuando compro bananas me dejo alguna fuera y el resto las pelo y haga pequeñas rodajitas y las congelo dentro de una bolsa de zip. Con las fresas, que vienen bastantes en una bandeja y que además se estropean súper rápido, hago algo parecido. Dejo en la nevera una pequeña ración y el resto lo congelo.

Estas frutas congeladas no las recomiendo para descongelar y comer de la forma habitual…pero si que os sirven para hacer batidos, postres como pannacota o mousse o para incluirlas dentro de un bizcocho, hacer mermelada….

INGREDIENTES:

  • 200 ml bebida vegetal de arroz
  • 2 fresas pequeñas congeladas
  • 4 rodajitas de banana congelada
  • 1 trocito de papaya
  • 1 cucharada sopera de copos de avena sin gluten.

PREPARACIÓN:

Poner todos los ingredientes en el vaso de la batidora y batir hasta que toda la fruta esta bien batida.

Tiramisú (SG, SL, SH, FODMAP)

En mi última visita a Carrefour encontré queso mascarpone sin lactosa de la marca Quescrem y se me iluminaron los ojos!! Por fin podría hacer y comer tiramisú!! El tiramisú era mi postre favorito pero, la verdad es que hace tanto que no lo como que ya no estoy segura de si mi recuerdo se corresponde o no con el sabor del tiramisú….

Queso mascarpone sin lactosa de la marca Quescrem. Lo podéis comprar en Carrefour.

 

Una vez tuve mi queso mascarpone sin lactosa en casa el siguiente paso era buscar una receta para hacerlo porque nunca antes había hecho tiramisú. ¿Y cuál fue mi sorpresa? Que la crema de mascarpone lleva claras de huevo! y un montón! Y yo sin saberlo….. Por si eso no fuera poco los bizcochos típicos del tiramisú son los bizcochos del soletilla que están hechos de huevo y más huevo……..Aunque hay unos bizcochos perfectos de la marca Schar (los savoiardi) éstos llevan y saben (los probé hace un tiempo) mucho a huevo.

Pero esto no tenía porque suponer un problema….. estaba dispuesta a hacer tiramisú o algo parecido que me recordara a ese postre tan rico y ….sorpresa! Salió delicioso!

Por petición popular y porque algo tan rico no puede ser solo para mi…. os cuento como preparar un rico tiramisú casero sin gluten, sin lactosa, sin huevo y apto para la dieta baja en FODMAPs.

En primer lugar vamos a preparar el bizcocho. EL bizcocho del tiramisú, como os decía antes, son bizcochos de soletilla y se mojan en café. Pero nosotros vamos a inventar y a hacer una fusión de ideas. Es importante preparar el bizcocho con antelación para que esté frío para el montaje una vez tengamos la crema de mascarpone preparada.

—————–BIZCOCHO DE CAFÉ————-

INGREDIENTES:

  • 300 ml leche vegetal o sin lactosa
  • 150 ml de aceite de oliva
  • 70 g de azúcar BC*
  • 1 vial de aroma de vainilla (DrOetker)
  • 2 sobres de levadura de repostería
  • 2 sobres de café soluble descafeinado
  • 200 g de harina de arroz
  • 100 g de almidón de maíz

*Podéis usar otras opciones para endulzar como azúcar de caña (140 g), Dextrosa (200g), Stevia líquida (unas 25 gotas aproximadamente, ir probando la masa hasta obtener el dulzor deseado).

PREPARACIÓN:

  1. En un bol pesamos la harina de arroz y le añadimos el almidón de maíz. Añadimos también la levadura de repostería y el café soluble. Mezclamos bien y dejamos a un lado.
  2. En otro recipiente (el ideal es un tupper redondo pero alto de capacidad 1L, esta forma facilita que la mezcla sea homogénea) ponemos la leche, el aceite, el azúcar y el aroma de vainilla. Batir con la batidora de brazo hasta que consigamos una mezcla homogénea y el azúcar se haya disuelto por completo.
  3. Poco a poco vamos a ir agregando la mezcla de ingredientes secos y batiendo después de cada adición hasta que su completa integración. Repetir este paso hasta terminar con toda la mezcla de ingredientes secos.
  4. Batir muy bien hasta que la mezcla sea homogénea y estén todos los ingredientes bien integrados.
  5. Repartir la mezcla en el molde elegido (yo utilizo un molde circular que tiene 8 divisiones para hacer porciones de bizcocho con forma de triángulo. Para mi es el mejor molde ya que se cocina de forma homogénea y más rápidamente).
  6. Poner papel de aluminio ahuecado sobre el molde para que no se nos queme y meter el molde en el horno precalentado. En cuanto a la temperatura…cada horno es diferente. Yo os cuento como lo hago yo en el mío y vosotros tenéis que extrapolarlo a vuestro horno usando como temperatura central la que soléis utilizar para hornear bizcochos. Yo, precaliento el horno al máximo (220 ºC) arriba y abajo y cuando meto el bizcocho bajo la temperatura a 200 ºC y lo dejo aquí 5 minutos, bajo la temperatura a 190 ºC y lo dejo aquí 5 minutos, bajo temperatura a 180ºC y horneo 20 minutos aproximadamente. Ahora hago la prueba del palillo y si sale limpio apago el horno, saco el bizcocho y lo dejo enfriar tapado con un paño limpio.

 

—————CREMA DE MASCARPONE———–

INGREDIENTES:

  • 1 Tarrina de queso mascarpone sin lactosa (Quescrem)
  • 1 brick de nata sin lactosa para montar (yo, Asturiana)
  • 1 vial de aroma de vainilla (DrOetker)
  • Endulzante*

* Podéis usar cualquier endulzante en polvo o líquido que queráis. Yo he utilizado stevia pura líquida y un pellizco de azúcar BC. Pero podéis usar dextrosa, azúcar glasé, edulcorantes químicos, etc. En esta receta se pueden usar edulcorantes químicos como sacarina, ciclamato, aspartamo, sucralosa, etc sin problema porque es una preparación fría).

PREPARACIÓN:

Notas previas para montar correctamente la nata:

Para que la nata esté en su punto para ser montada es muy importante que esté bien fría para eso la guardaremos en la nevera . Para darle un toque de frío final, la vamos a meter en el congelador unos 15-20 minutos antes de montarla.

Otro factor a tener en cuenta es el recipiente que vamos a usar. A mi me funciona muy bien usar un bol de cristal mediano (si es muy pequeño no te cabrá la nata una vez montada). Para conservar la temperatura de la nata, meteremos el bol también en el congelador unos 15 minutos.

Ahora sí, vamos con la crema de mascarpone:

  1. Sacar la tarrina de mascarpone de la nevera para que se reblandezca un poco.
  2. Sacar la nata y el bol del congelador. Vertemos la nata en el bol y comenzamos a montar usando una batidora de varillas. Comenzamos con una velocidad lenta haciendo lentos círculos en el sentido de las agujas del reloj. Cuando empiecen a aparecer marcas de las varillas en la nata podemos subir la velocidad un punto más.
  3. Antes de acabar de montar la nata añadimos el aroma de vainilla y el endulzante (no importa si nos quedamos cortos porque más tarde podemos añadir más).  Acabar de montar la nata.
  4. Con la ayuda de una espátula ablandamos el mascarpone y lo añadimos al bol con la nata montada. Con movimientos lentos y envolventes integramos el mascarpone con la nata montada. Si vemos que nos cuesta mucho podemos darle un poquito con las varillas pero tener cuidado de no batir mucho rato o se os cortará la nata.
  5. Una vez incorporado el mascarpone probamos el dulzor, y podemos añadir un poco más de edulcorante si os parece que necesita más pero tener en cuenta que también tenemos que contar con el dulzor del bizcocho…
  6. Una vez tenemos la crema de mascarpone lista podemos proceder al montaje.

 

—————MONTAJE DEL TIRAMISÚ———–

INGREDIENTES:

  • Bizcocho de café
  • Crema de mascarpone
  • Cacao puro en polvo sin azucares añadidos

MONTAJE:

Podemos utilizar recipientes individuales o un tupper o una bandeja de cristal más grande… a vuestro gusto. En cuanto a las capas, podéis poner una o dos capas dependiendo del molde elegido (si es pequeño y altito podemos poner dos capas y si es grande y bajo con una capa quedará genial).

  1. Cortamos trocitos de bizcocho para ajustarlo a los moldes elegidos. Podéis cortar pequeños rectángulos o círculos de un dedo de alto aproximadamente.
  2. Comenzamos el montaje con una capa de bizcocho (no es necesario que cubras toda la superfície del recipiente pero si la mayoría).
  3. Añadimos una capa de crema de mascarpone. Si vas a hacer dos capas, la capa de mascarpone que sea de una altura parecida a la capa de bizcocho. Si vas a hacer solo una capa, que la capa de mascarpone sea más o menos el doble que la capa de bizcocho.
  4. Si vamos a hacer dos capas, ponemos una capa de bizcocho encima de la capa de mascarpone (recuerda que no tienes que cubrir toda la superfície con el bizcocho). Y terminamos con otra capa de crema de mascarpone.
  5. Para asentar las capas cogemos cada recipiente y damos unos golpecitos sobre el mármol o mesa de la cocina. La crema bajará un poquito para cubrir los huecos que han quedado.
  6. El toque final es espolvorear la superficie con cacao puro en polvo sin azucares añadidos. Para hacerlo usaremos un colador o tamiz.
  7. Tapar el tiramisú con papel film y guardarlo en la nevera.
  8. Es importante dejarlo reposar en la nevera para que la crema coja cuerpo. Lo mejor es que estén toda la noche pero también podéis hacerlos por la mañana y comerlos después de comer o para merendar.

 

En esta foto os enseño otra versión de presentación: en un tupper ovalado y con solo una capa de crema mascarpone.

 

Bueno, al final me ha quedado una entrada larguísima……. pero merece la pena!! Espero que lo probéis y que os guste mucho! y si tenéis alguna duda me la podéis dejar en los comentarios y os contestaré lo antes posible.

Creps, Tortitas, Wraps….

Hoy os voy a enseñar como hago en casa una masa que es muy versátil y que con pequeñas variaciones, lo mismo sirve para hacer unos creps dulces, salados, unos wraps de pollo y verdura o unas tortitas crujientes.

No tengo fotos del paso a paso porque no las hice pensando en poner la receta… pero la próxima vez que las haga intentaré acordarme y haré unas fotos para que veáis el proceso.

Es muy fácil de hacer y con ingredientes nada complicados. Lo más importante es que tengamos una buena sartén para hacerlos y una espátula (si es de creps, mejor) para darles la vuelta. Lo más importante de la sartén es que sea bien plana y con unos bordes no muy altos y por supuesto que sea antiadherente para que no se peguen.

Bueno pues vamos por los ingredientes!

INGREDIENTES (unos 8 creps de unos 20 cm de diámetro):

  • 6 cucharadas soperas de mix comercial de harina*
  • 2 cucharadas soperas de harina de trigo sarraceno
  • 2 cucharadas soperas de aceite de oliva
  • 1/2 cucharadita de levadura de repostería (dependiendo del mix que uses no hará falta)
  • 1/2 cucharadita de sal (si vas a hacer crepes dulces, no la pongas)
  • 1 taza de agua (cantidad aproximada)
  • Opcionales: Si los queremos dulces se podría cambiar el aceite por mantequilla o margarina por ejemplo, y añadir unas gotas de aroma de vainilla o un poco de azúcar en la masa, o cacao en polvo, etc…..

* Mixes: puedes usar cualquier mix de harinas comerciales que tengas en casa teniendo en cuenta algunas cosas. Yo suelo utilizar un mix de harina de todo uso como el de Natur Improver, Farina (Schar), Food Service Mix (Schar), etc. También podéis utilizar mezclas panificables como Mix Pan (Schar), Proceli, Mix Panificable Carrefour, Beiker, etc.

¿Que tenemos que tener en cuenta? Si utilizamos mixes comerciales que ya contengan gasificantes, como las panificables, no pongáis la levadura de repostería. Lo mismo con la sal, si el mix que vais a utilizar ya lleva sal quizá no os hace falta añadirle más… todo dependerá de vuestro gusto (a mi me gusta ponerle un poco de sal porque en mi casa somos muy salados :))

Otra cosa a tener en cuenta es la cantidad de agua que vamos a necesitar. En función de el mix que utilicemos la masa nos va a pedir más o menos agua. La primera vez que lo hagáis os va a servir de experimento y para aprender cual es la textura que tiene que tener la masa antes de ponerla en la sartén. Es posible que durante el proceso de hacer los crepes tengamos que ir añadiendo un poquitín de agua a la mezcla para que conserve su fluidez ( si no es necesario no añadir más agua). La mezcla tiene que ser fluida y tirando a liquida pero con consistencia mocosa en cierto modo.

PREPARACIÓN:

  1. En un recipiente ponemos todos los ingredientes en este orden: harinas, levadura de repostería, sal, aceite y finalmente agua. Removemos con una cuchara enérgicamente hasta que todos los ingredientes estén bien ligados. Si vemos que queda muy espeso vamos añadiendo agua poco a poco hasta obtener una consistencia liquida pero viscosa.
  2. Ponemos la sartén al fuego y cuando esté caliente la apartamos del fuego y vertemos un cucharón de masa repartiéndola rápidamente por toda la superficie de la sartén con la ayuda de una espátula. Una vez tenemos toda la superficie de la sartén cubierta con una capa no muy gruesa de la masa la volvemos a poner al fuego.
  3. Cocinar a fuego mediano hasta que empiece a despegarse de los lados. Metemos la espátula con cuidado por una esquina y la vamos pasando por toda la superficie de la crep para ayudar a despegarla. una vez esta despegada le damos la vuelta y cocinar por el otro lado.
  4. Si nos ha quedado muy gruesa cocinar a fuego más lento durante más rato.
  5. Si las queréis comer al momento, cocinar las creps por los dos lados hasta que empiecen a  estar tostaditas. Si las quereis guardar en la nevera para ir comiendo yo las tuesto un poco menos. Este segundo método es más lento porque intento cocinarlas sin que se tuesten mucho para que conserven la elasticidad una vez enfriadas y para poder tostarlas justo antes de comer.
  6. Una vez la primera crep esta lista la sacamos de la sartén y la ponemos a enfriar. Lo podéis hacer sobre una rejilla o sobre papel aluminio o papel de horno.
  7. Vamos repitiendo el mismo proceso hasta que se acabe la masa.
  8. Una vez frías colocamos una crepe encima de otra y las envolvemos bien con papel de aluminio o film transparente y las guardamos en la nevera. Como no llevan huevo aguantan muy bien en la nevera sin estropearse.
  9. Relleno caliente. Sacamos la crep de la nevera, ponemos la sartén a fuego lento y ponemos la crep encima. En muy poquito veréis que la crep recupera la elasticidad y se vuelve muy manejable y blandita. Le damos la vuelta y ponemos el relleno que queramos. Cerramos los lados y enrollamos sobre si misma la crep con el relleno.
  10. también podemos comerlas en frío. Simplemente sacamos de la nevera y rellenamos como unas fajitas con pollo por ejemplo.
  11. Cuando nos cansemos de comerlas rellenas las podemos poner en la sartén a fuego flojo hasta que se vayan tostando más y endureciendo. Incluso con unas gotitas de aceite quedarán más crujientes. Las podemos comer como aperitivo,  para untar queso, para acompañar una ensaladita…etc.

Como veis podéis inventar e improvisar que con esta masa algo rico saldrá, seguro!!! No tengáis miedo a probar cosas porque los mejores platos y recetas fueron equivocaciones jejje!

Espero que os guste y que las hagáis muchas veces!!!